¿Qué cubre un seguro privado de salud que no cubra uno público?

Un seguro de salud privado es un contrato que el usuario firma con una aseguradora para recibir la prestación de servicios sanitarios en caso de accidente o enfermedad, amparando diversas especialidades médicas.

Una de las principales ventajas de los seguros privados con respecto a los públicos es que garantizan una atención médica personalizada y sin listas de espera, bien como complemento, bien como sustituto de la sanidad pública.

Además, los usuarios de estos seguros pueden elegir los centros donde ser atendidos y los facultativos encargados de su tratamiento de entre una amplia lista de centros y especialistas reconocidos.

El usuario puede también personalizar el seguro, escogiendo las prestaciones que prefiera y que más se ajusten a sus necesidades.

Además, los autónomos consiguen un interesante beneficio fiscal y para las empresas constituye un gran valor añadido de cara a los empleados.

 

¿Qué no cubre el seguro de mi coche?

El seguro del coche no cubrirá los siniestros del vehículo que ocurran en alguna de estas circunstancias:

  • Conducir bajo la influencia del alcohol o las drogas
  • No disponer de un carnet de conducir adecuado al vehículo
  • Conducir durante el periodo de sanción de retirada del carnet;
  • Exceder el número de ocupantes del vehículo, peso máximo autorizado o las dimensiones de la carga.
  • Participar en competiciones, pruebas deportivas y carreras
  • Daños por desgaste natural del vehículo (luces, neumáticos…)
  • Ocupantes recogidos en autostop;
  • Lo expresamente cubierto por el Consorcio de Compensación de Seguros, como fenómenos naturales extraordinarios o actos de terrorismo o tumultos callejeros.

¿Tengo que llevar la documentación del seguro siempre en el coche?

Sí, debes llevar siempre toda la documentación del vehículo en vigor y actualizada:

  • Ficha técnica, con la acreditación de haber pasado la ITV.
  • Permiso de circulación
  • Impuesto de circulación
  • Los papeles del Seguro. No es obligatorio pero sí recomendable llevar también el recibo del banco.

¿Estoy obligado a coger el seguro de hogar que tiene la hipoteca que suscribo?


Según la Ley Hipotecaria, para contratar una hipoteca sólo será necesario contratar un seguro con cobertura básica contra inundación, incendio o terremoto.

Sin embargo, el cliente es libre de elegir la compañía con la que contrata el seguro, ya que la entidad bancaria que concede el préstamo no puede obligar a que dicho seguro sea contratado en la propia entidad o en alguna aseguradora asociada. No obstante, sí se encuentra en pleno derecho de ofrecer bonificaciones, por lo que éstas deben figurar en la escritura del contrato de la hipoteca.

En definitiva, el usuario sí está obligado a contratar una modalidad de seguro de Hogar pero es libre de elegir la compañía proveedora de dicho seguro.